¿Por qué deben las pymes seguir invirtiendo en marketing online en 2015?

 

El año 2014 ha sido un gran año para el aumento de la inversión en marketing online, por parte de las empresas españolas. Poco a poco los comercios empiezan a notar los beneficios de estar en Internet y las numerosas ventajas, tanto cualitativas como cuantitativas, que obtienen con sus acciones de marketing en la red.

marketing-online-2015

El estudio “Páginas Amarillas Census pymes y optimización móvil” afirma que «España ha tomado rápida conciencia de la importancia de las estrategias de negocio online al señalar que, aunque el porcentaje de pymes españolas que cuentan con página web está aún por debajo de EEUU o el Reino Unido (48% de penetración web entre pymes españolas, frente a un 65% en Estados Unidos y un 63% en Reino Unido), las empresas españolas se están incorporando al mundo digital de un modo más completo, más integral y más rápido.» Sin embargo, solo el 44% de las pymes españolas que tienen web, la tienen optimizada para móviles pero, increíblemente, aquellas que no tienen, afirman que si la adaptaran a soportes móviles, su facturación se incrementaría un 5%. Además, en el estudio se extrae la conclusión de que las pymes españolas son conscientes de que si no dan este paso, se quedarán atrás frente a sus competidores y pillarán mucho menos del trozo de tarta de mercado.

Aparte del entorno web, otro gran participante es el ámbito de las redes sociales. Las empresas están notando que las plataformas online ayudan a crear imagen de marca y a estrechar los lazos con los consumidores y potenciales clientes. La gran ventaja es que se pueden conseguir grandes beneficios con inversiones de dinero pequeñas y que lo que realmente necesitan es invertir en tiempo y recursos de los que, por lo general, disponen de más. La penetración de usuarios en redes sociales cada vez es mayor; se llega a diferentes tipos de personas y países, incrementándose de esta manera, el público objetivo al cual pueden llegar los pequeños comercios de barrio, los cuales siempre han vendido únicamente a los habitantes de la zona.

Este aumento del abanico de consumidores hará, por lo tanto, que a medio plazo las ventas de los negocios se incrementen. Negocios tradicionales de toda la vida están, hoy en día, vendiendo a través de sus tiendas online, incrementando por tanto su facturación a final de mes y la reputación como empresa seria, competente y adaptada al siglo XXI.

Eso sí, para todas estas acciones, las pymes españolas deben invertir en fotografía y vídeo, pues son los contenidos que, hoy en día, se comparten más en todas las plataformas que hemos comentado a lo largo de este post. Los catálogos de productos y servicios deben ser atractivos y escenificar claramente lo que vendemos, para así convencer al consumidor y seguir generando reputación positiva.

Por estas y más razones, las pymes españolas deben seguir invirtiendo en marketing online en el 2015, donde aquel que no esté subido al carro de Internet se quedará fuera de la competición.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

CAPTCHA ImageChange Image